Nuestro compañeros.

Hay veces que en la casa de la madre de día no solo somos cuatro. A veces somos seis, o siete…o casi llegamos a una docena.
¿Os sorprende este dato? Normal, si no paramos de recordar que nuestra ratio es de cuatro menores por hogar.
– ¡Ah, vale!- os diréis- estáis contando con vuestra familia, la familia de la madre de día…
Y en cierto modo, es así. Porque estamos contando con unos miembros muy especiales de la familia.
Hoy te voy a hablar de los compañeros de cuatro patas (o de dos patas y dos alas, o de aletas)
Hoy te voy a hablar de las mascotas que algunas madres de día tenemos en casa.
Perros, gatos, canarios, cobayas, peces, tortugas…

¿Qué es lo que tenemos que tener en cuenta al tener una mascota en un hogar de madre de día?
Lo primero, que el animal sea cuidado y respetado por todos los miembros del nido. El animal debe tener un lugar que solo sea de él para que esté tranquilo si quiere descansar. Debemos enseñar a los niños a respetar ese espacio (o tenerlo fuera del alcance de ellos) y también respetar a la mascota en sí.


A las familias debemos informarlas sobre su presencia e interacción con los niños y éstas deben estar de acuerdo.
Por supuesto, la mascota debe cumplir con todas las normas sociosanitarias del lugar donde vive (vacunas, desparasitaciones, inscripción en el censo municipal, chip…)
A la mascota también se le debe enseñar unos límites (no tocar juguetes, no pasar a zonas cuando están los niños, respetar también su espacio…)

¿Qué beneficios aporta una mascota?
Podemos hablar de beneficios a nivel socioeducativo, como son aprender del cuidado de otro ser vivo, ser responsables, generosos, empáticos… Nos acompañan a dar el paseo al parque, les damos de comer, los aseamos…
Por supuesto también nos aportan beneficios saludables. Se ha demostrado que los niños que conviven con animales tienen un sistema inmunológico más fuerte, con lo que enferman menos, tienen menos alergias. También las mascotas ayudan a disminuir el estrés y nos alientan al ejercicio físico (sacar a pasear, jugar con ellos…)

¡Nuestras mascotas son un compañero ideal para nuestros pequeños niños de día!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *